AMS dating pottery

Datación por radiocarbono de muestras cerámicas

Tamaño de muestra recomendado (es posible enviar muestras más pequeñas para AMS: por favor, contáctenos)
10-20 mg de residuos de comida quemados (el tamaño de los fragmentos que deben ser enviados dependen del grosor del residuo carbonizado)
Recipiente recomendado
Bolsas con cierre zip (envuelva la muestra en papel de aluminio si es pequeña o si puede ser aplastada durante el envío)
Le recomendamos que envíe sus muestras en pequeñas cajas siempre que sea posible (en vez de utilizar sobres) para proteger la integridad física de las muestras.
Podemos extraer los residuos de fragmentos de cerámica

Nota – Nuestro precio incluye mediciones de d13C, informes de garantía de calidad, calibración de calendario (si aplicable), y acceso electrónico permanente a resultados previos y a los análisis que estén en curso.

Pretratamiento – Por favor, contáctenos para indicarnos cuál es el objetivo de su investigación y asegurarnos la selección más apropiada de material y pretratamiento para sus muestras de cerámica. Puede solicitar que le contactemos después del pretratamiento para hablar sobre las opciones disponibles para la datación.

Extraer residuos de cerámica para su datación por radiocarbono

El laboratorio puede extraer el residuo y devolver el fragmento de cerámica a los clientes que lo soliciten. Por favor, asegúrese de indicar en el formulario de datos que el fragmento deberá ser devuelto. De lo contrario, el fragmento será desechado después una vez se realice su datación radiocarbónica. Para más detalles, por favor consulte la Política de Beta Analytic sobre la devolución de muestras excedentes.

Las siguientes maneras están en orden de preferencia de Beta Analytic:

1 – Datar los residuos de alimentos quemados presentes en las superficies interiores

El laboratorio prefiere datar residuos de alimentos quemados extraídos de las superficies interiores de un fragmento de cerámica porque éstos ofrecen la mejor oportunidad de conseguir una fecha que represente la última vez que el recipiente fue utilizado.

En general, los residuos de alimentos quemados tienen que formar una pátina que pueda retirarse en trozos pequeños no pulverizados. Cuando hay poco residuo y éste tiene no puede sino recolectarse ya pulverizado, es difícil (si no imposible) realizar el pretratamiento alcalino para eliminar los ácidos húmicos que pueden haber estado en contacto con la muestra a partir de los sedimentos que la cubrían o de las interacciones de la muestra con agua subterránea o superficial.

2- Datar los compuestos orgánicos de los fragmentos en general conformados por los compuestos orgánicos en la arcilla que hayan sobrevivido a la cocción y hayan absorbido otros compuestos orgánicos gracias al almacenamiento de alimentos y líquidos

En el caso de los fragmentos de cerámica que no contengan residuos de alimentos quemados que se puedan extraer del interior del recipiente, la segunda mejor alternativa es datar todos los materiales orgánicos presentes en la arcilla y en los agentes de temple, los compuestos orgánicos provenientes del material almacenado en el recipiente y cualquier otra sustancia orgánica que haya estado en contacto con el fragmento desde su entierro.

La datación del total de materiales orgánicos del recipiente tiende a alcanzar una fecha correcta si los materiales orgánicos incluidos son contemporáneos al período de uso o una “edad mínima” que indique que el recipiente es al menos tan antiguo como indica la fecha de radiocarbono. Sin embargo, el recipiente puede ser mucho más antiguo si los materiales orgánicos recientes han sido incorporados por ácidos húmicos movilizados.

3- Datar los agentes extraíbles del temple

Datar los agentes orgánicos del temple es posible cuando el material orgánico está carbonizado o la temperatura del proceso de calentamiento no fue lo suficientemente alta para consumir dicho material.

El revestimiento del temple no será afectado por temperaturas de cocción menores a 600°C. Si la temperatura excede los 600°C, el carbonato puede disociarse, liberando dióxido de carbono (CO2). Al enfriarse, cualquier CO2 restante reconstituirá el carbonato. Si este CO2 fue el CO2 original, el contenido de carbono del revestimiento no se verá afectado. Sin embargo, si existe CO2 en el barro, el carbonato reconstituido reflejará la edad del barro. Si el barro es anterior al tiempo de cocción, la edad del carbonato también será anterior al tiempo de cocción. Si existe CO2 en el combustible de cocción, la edad del revestimiento reflejará la edad del combustible. En este caso debe considerarse también la homogeneidad del carbonato reconstituido. Diferentes fragmentos pueden reconstituirse a partir de múltiples fuentes de CO2.

Nota: Si usted no está seguro de qué puede datarse en su fragmento de cerámica, por favor póngase en contacto con nosotros antes de enviar su muestra al laboratorio.

En la datación radiocarbónica, el sesgo más importante siempre se inclina hacia las fechas más recientes porque el carbono moderno añade carbono en peso y carbono 14 radioactivo en contenido, mientras que la contaminación más antigua (o arcilla muy antigua) tiene menos impacto, a menos que no haya habido ninguna contaminación secundaria por carbono más reciente. Se necesita una gran cantidad de carbono antiguo para que suponga un factor determinante en la contaminación.

ASTM Method D6866

Los fragmentos de cerámica con hollín o residuos carbonizados lo suficientemente gruesos en su superficie pueden ser datados si el hollín puede ser raspado sin la incorporación de la matriz de arcilla subyacente. Dependiendo de la consistencia del hollín, los pretratamientos pueden variar, lo que permite el uso de una solución ácida o ácida y alcalina.

La precisión con respecto al tiempo de uso de las hogueras depende de la fuente del hollín. Si se trata de residuos de alimentos de origen marino, hay que tener en cuenta el “efecto reservorio” asociado. Si el hollín proviene de árboles antiguos (troncos de árboles), la fecha podría ser demasiado antigua.

Una fecha radiocarbónica representa la última vez que el material analizado tuvo interacciones con el CO2 en el aire. En los árboles, esto se refiere sólo a los anillos exteriores, raíces, ramas, ramitas, cortezas, frutos secos, etc. Éstos representan el presente medio de crecimiento, mientras que el anillo central del árbol indica el momento en el que comenzó a crecer. Al regresar al centro del árbol desde la corteza, cada anillo es un año mayor. En el caso de un árbol de 200 años y vivo, la fecha de la corteza representa el presente, mientras que la fecha del anillo central representa las características del comienzo de su vida. Por lo tanto, la precisión de la fecha de radiocarbono depende de la parte del árbol de la que provenga la madera. También depende de la ausencia de contaminantes generados por el ser humano.